Ío.

Los Satélites Galileanos. Parte I.

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Filament.io 0 Flares ×

Fuerzas de marea, resonancia ,Ío.

 

Puesto que el tema es muy largo, lo dividiremos en tres artículos: el primero dedicado a las fuerzas de marea, a la resonancia y al primero de los satélites galileanos, Ío. El segundo exclusivamente a Europa, más que posible candidato a albergar vida y el tercero a Ganímedes y Calixto.

Satélites Galileanos
Júpiter con los Satélites Galileanos.

¿Qué es la fuerza de marea?

Ni más ni menos, que la atracción que un cuerpo celeste ejerce sobre otro. En el caso de los planetas gigantes frente a sus satélites, éstos ejercerían tal atracción sobre algunos de sus satélites, que literalmente estirarían el núcleo. provocando un calentamiento y, en algunos casos, la fusión de los mismos. Es como si cogiéramos una pelota antiestrés y la apretásemos… por supuesto muy exagerado y guardando las diferencias, pero creo que es un buen ejemplo.

Por otro lado lado, está la resonancia de Laplace, que es la interacción de varios satélites entre sí… en este caso en particular, tres, de los cuatro satélites galileanos (Ío, Europa y Ganímedes) que tienen una resonancia 1:2:4…es decir una vuelta de Ganímedes se corresponde a dos de Europa y a cuatro de Ío. Esto provoca más fuerzas de marea, al provocar un tirón gravitatorio constante, y regular entre las tres lunas.

Bien, con esto pasamos a analizar brevemente la primeras de las lunas galileanas por orden de cercanía a Júpiter, Ío. Las lunas galileanas (Ío, Europa, Ganímedes y Calixto) se llaman así, precisamente por su descubridor, Galileo Galilei en 1610, quien las nombró por su planeta y cercanía, Júpiter I, II, III y IV. Fue Simon Marius el que les puso sus respectivos nombres como amantes mitológicas de Júpiter: Ío, Europa, Ganímedes y Calixto. Por lo tanto para Galileo Ío, era Júpiter I.

Ío, posee un radio orbital medio de 421.600 km, en su afelio 423.400 km y en su perihelio 420.000 km… como se puede comprobar tiene una órbita más elíptica que circular lo que favorece la influencia de la fuerza de marea. Su período orbital sideral (rotación) es de 1 día, 18 horas y 27,6 minutos. Su diámetro es de 3.643´2 km, y su temperatura, varía entre -143 ºC y 15 ºC, lo cual es una auténtica barbaridad.

Unos pocos día antes de que la Voyager I mostrara las primeras imágenes de Ío el 8 de marzo de 1979, Stan Pale, Patrick Cassen y R. T. Reynolds publicaron un artículo en el que describían a Ío de una manera muy diferente a como, en teoría debería ser ( muy frío y poco diferenciado). Así entraban por la puerta grande de la Historia, describiendo a Ío como en realidad es, el cuerpo más volcánico del Sistema Solar. En dicho artículo postularon que precisamente las fuerzas mareales de Júpiter provocarían la suficiente fricción (y por lo tanto calor) como para provocar la fusión del interior del satélite.

Ío.
Interior de Ío.

Ío posee planicies muy extensas y también cadenas montañosas pero, sin embargo, no se observan cráteres de impacto por lo que se calcula que gracias a su activísimo vulcanismo la superficie se renueva cada…¡millón de años! Posee una tenue atmósfera de dióxido de azufre, y es el cuerpo celeste más activo con más de setecientos volcanes activos, de hecho varios de sus volcanes, expulsan nubes de dióxido de azufre hasta alturas de 500 km. Posee montañas elevadas sumamente elevadas debido a la extrema compresión de la corteza, algunas más altas que el Everest. Su composición es de silicatos en la corteza y el manto y de hierro fundamentalmente en el núcleo, muy similar a la de los planetas telúricos. Posee lagos de azufre y sodio hirvientes y calderas volcánicas enormes. Las continuas plumas de material volcánico han creado un anillo orbital sobre los 300 km de altura. Como último dato diremos que el volcán Loky está más caliente que cualquier volcán de la Tierra.

Escrito por: Miguel Milla Valdivia

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Filament.io 0 Flares ×

5 comentarios en “Los Satélites Galileanos. Parte I.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*